Fiscalía de Veracruz desecha que asesinato de periodista haya tenido que ver con su profesión

252

La Fiscalía General del Estado (FGE) desechó por completo que el asesinato del reportero de La Voz del Sur, Gumaro Pérez Aguilando, haya tenido que ver con su labor profesional.

Pérez Aguilando fue ejecutado a balazos delante de su familia por dos hombres armados que se introdujeron con lujo de violencia a la escuela Aguirre Cinta, ubicada en la colonia Villalta. Sin mediar palabra con el hoy occiso le vaciaron sus armas de fuego. Pérez había acudido a un festival navideño de su hijo.

Luego de que Amnistía Internacional, la Embajada de Estados Unidos y Reporteros Sin Fronteras, entre otros, condenaran el asesinato del tercer periodista en el gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares, la FGE aceitó una estrategia de filtraciones de la carpeta de investigación que liga al reportero con un grupo delincuencial, cadenas de whastapp que minimiza la labor de Gumaro y un comunicado que deslinda el homicidio del ejercicio periodístico.

Como resultado de las primeras diligencias realizadas por la Fiscalía Especializada en Atención de Denuncias contra Comunicadores, se detectó “nula actividad periodística” de quien se identifica como Gumaro P.A., quien fuera privado de la vida el pasado 19 de diciembre, en Acayucan.

 

La Fiscalía asegura que es “preciso aclarar” que no existe testimonio alguno de que el hoy finado se dedicaba a ejercer el periodismo.

“Lo anterior deriva de que en la actualidad no trabajaba para medio de comunicación alguno, ni como reportero, ni como periodista, ni como fotógrafo, lo cual es confirmado por su cónyuge; así como por los medios El Golfo Pacífico, Diario de Acayucan, Liberal de Coatzacoalcos y Voz del Sur, en los cuales alguna vez colaboró, aunado a que un portal de su autoría fue dado de baja desde hace algunos meses”, expone la Fiscalía.

Señala que para efectos de “robustecer los datos” que se integran a la investigación, se invita a cualquier medio de comunicación que cuente con información relativa al suceso o a la actividad que desempeñó en vida el hoy occiso, a que la aporten ante esta representación social.

“La Fiscalía General del Estado (FGE) agota todas las líneas de investigación para esclarecer los hechos, incluyendo si su deceso fue obra de la delincuencia organizada”.

En el actual gobierno de Yunes Linares han sido privados de la vida tres comunicadores: Ricardo Monlui, Cándido Ríos y ahora Gumaro Pérez.

Con el priista Duarte continúan impunes los asesinatos de los corresponsales de Proceso, Regina Martínez Pérez, Rubén Espinosa Becerril, así como una decena de casos más en donde autoridades de la FGE y la Secretaría de Seguridad Pública han optado por la simulación en las carpetas de investigación y en tratar de simular que buscan a los culpables.

En la entidad, medio centenar de periodistas veracruzanos se encuentran adheridos al programa de protección de periodistas y defensores de derechos humanos de la Subsecretaría de Gobernación, pues consideran que su integridad física está en riesgo.

En los últimos siete años, 22 comunicadores veracruzanos han sido privados de la vida, en la mayoría de los casos, estos homicidios han sido atraídos por la Procuraduría General de la República (PGR) pues se presume el caso de la intervención de la delincuencia organizada.

 

 

proceso.com.mx

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here